El Gobierno lanzará el Previaje: ahora, se impulsará el turismo en temporada baja

Noticias de turismo de argentina y el mundo

Fuente lavoz 10/08/2022

El ministro de Deporte y Turismo, Matías Lammens, confirmó este miércoles que “en los próximos días” lanzará la nueva edición del programa estatal Previaje, que permite una “devolución” de lo gastado por los turistas para destinarlo a nuevos consumos en el lugar elegido para descansar.

Al finalizar la reunión de Gabinete, Lammens participó de una conferencia de prensa conjunta con otros ministros en la Casa Rosada.

Allí reconoció que el Gobierno tenía previsto lanzar el programa antes, pero hubo que reajustar el mismo a las nuevas condiciones de política económica oficial.

“El Previaje está confirmado, lo vamos a lanzar en los próximos días.

Tuvimos que rever el programa en términos presupuestarios”, dijo el funcionario ante la consulta de la prensa acreditada.

Y destacó que esta ha sido “una herramienta extraordinaria para sostener los niveles de ocupación hotelera”.

Previaje es un programa de preventa turística que te reintegra el 50% del valor del viaje, para viajar y disfrutar de todos los destinos de Argentina.

El dinero no se puede retirar por un cajero automático, sino que es acreditado en una tarjeta del Banco Nación y se puede gastar en comercios adheridos a partir de la fecha de inicio del viaje.

Próximamente, los interesados podrán empezar a realizar sus compras anticipadas.

Por cada comprobante que presenten en la web del programa recibirán el 50% de lo que hayan gastado en una tarjeta precargada, para realizar más compras en el sector turístico hasta el 31 de diciembre de 2022.

¿Qué compras generan crédito? Todos los servicios turísticos comercializados por prestadores inscriptos: agencias de viaje, alojamiento, vuelos y ómnibus de larga distancia tienen un tope de $100.000.

Los demás prestadores tienen un tope de $ 5.000 en total.

Lammens no lo mencionó, pero el nuevo programa traerá aparejado un compromiso de los oferentes (hoteles, cabañas, hosterías, comercios, entre otros) para sostener los precios por un período determinado de tiempo, para dar certidumbre a los interesados en poder utilizar la herramienta.

Esto último viene atado a una crítica que la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner le hizo al programa meses atrás, cuando lamentó que el sector privado se aproveche del impulso que le da el Estado al turismo y además remarque los precios en forma incesante cuando los turistas van llegando a sus destinos.

Lammens dijo que el turismo está encabezando la recuperación del empleo privado formal junto a otros rubros y añadió que el objetivo oficial es sostener esa tendencia.

Ahora, el “nuevo Previaje será un estímulo para la baja temporada, por lo importante que es el turismo para las economías regionales”.

Esto indica que los beneficios del programa podrán ser usados en fechas que no estén incluidas en los períodos de vacaciones de verano y de invierno.

Con esta iniciativa, dijo el ministro, el Gobierno busca mantener buenos niveles de ocupación durante los meses de baja temporada porque eso hace también que se mantenga estable el empleo.

“Históricamente, el turismo ha tenido mucho empleo temporario”, señaló el funcionario en la conferencia de prensa.

También dijo Lammens que el Previaje tiene virtudes fiscales que son importantes y que es digno que se sepa.

“Da la posibilidad de viajar a los argentinos, principalmente a los sectores medios.

Esto moviliza ahorro privado y el Estado nacional recupera 8,3 pesos de cada 10 pesos invertidos en el programa”, comentó.

Por eso, Lammens consideró que en términos fiscales el impacto no es muy alto para el Estado nacional y, sin embargo, la herramienta genera otros beneficios como la generación de empleo y la formalización de un sector que históricamente ha tenido gran parte de su actividad en la informalidad.