El mágico bosque de arrayanes refleja su color canela en el lago Nahuel Huapi

Noticias de turismo de argentina y el mundo
El Parque Nacional Arrayanes quedó como finalista del concurso para escoger las siete Maravillas Naturales de Argentina y se presenta como un aspirante con grandes posibilidades para ser elegido por el voto de la gente. El resultado se develará el próximo siete de mayo.

Fuente Noticias de turismo .com.ar 16/04/2019


la corteza color canela con manchones blanquecinos que envuelven los arbustos nativos de más de seiscientos años y portes que alcanzan los dieciseis metros de altura, y que se reflejan en las quietas aguas del lago Nahuel Huapi, son la característica propia del Parque Nacional Arrayanes, en la provincia de Neuquén, un sitio mágico que sorprende a los visitantes de todo el planeta.

los Arrayanes engloba toda la península de Quetrihué, unas mil setecientos noventa y seis hectáreas situadas en el extremo norte del lago Nahuel Huapi, vecina a la localidad de Villa la Angostura. Situado dentro de otro parque nacional, el Nahuel Huapi, fue creado en el año mil novecientos setenta y uno con la meta de resguardar un singular bosque de arrayanes, uno de los más puros y extensos de esta especie.

El Arrayán es un arbusto nativo de la región de los bosques subantárticos o bien Andinos Patagónicos, de zona húmeda, que medra poco a poco a orillas de lagos y ríos, con una corteza color canela cubierta de manchones blaquecinos, que tiene la particularidad de ser fría y suave al tacto humano. También, se identifica por tener hojas pequeñas y de brillante verde, que no caen en invierno y contrastan en verano con las numerosas flores blancas que llenan las ramas.