Tras la reunión del gabinete, Manzur restó importancia a la política interior: "El presidente es el que determina"

Noticias de turismo de argentina y el mundo
Tras varias ausencias, el secretario de Gabinete, Juan Mansur, ha vuelto a convocar a los ministros que forman parte del gabinete nacional después de seis meses en el cargo. En una rueda de prensa, habló de la situación interna del gobierno.
Fuente diariodecuyo 04/05/2022

El jefe de Gabinete, Juan Mansur, presidió una reunión en la Casa Rosada con los ministros de los estados miembros a pedido del presidente Alberto Fernández, en medio de las tensiones en el gobierno.

Luego asistió a una conferencia en la que afirmó que "el presidente es el que define".

Mansour optó por restar importancia a los agrios conflictos internos en el Frente de Todos, declarando: "Hay diferencias, pero no odiamos a nadie", en medio de los ataques kirchneristas al presidente Alberto Fernández y a los empresarios.

Los comentarios de Mansour se produjeron después de una reunión de gabinete en la Casa Rosada, en la que el ministro de Seguridad de Buenos Aires, Sergio Berni, lanzó duras críticas a los ministros: "Les une un odio acérrimo a Cristina Kirchner.

" La reunión tuvo lugar en la sala Eva Perón de la planta baja a partir de las 7:45 horas.

Al ingresar al edificio gubernamental, el tucumano dijo que "estamos atravesando un momento difícil" pero que el gobierno nacional "tiene muy claro el norte y el camino a seguir".

"Siempre hay diferencias, y eso está bien.

Eso es normal.

Cada uno se expresa como quiere, pero hay que tener claro que nuestro gobierno tiene una dirección, un enfoque.

Estamos en una fase difícil, pero está claro cuál es el norte y hacia dónde vamos", dijo Manzoor.

Varias personas se ausentaron al inicio de la reunión, que se celebró en el Salón Eva Perón.

Entre otros, los ministros Tristán Bauer (Cultura) y Alexis Herrera (Transporte) se ausentaron por "problemas de salud", mientras que sus colegas Matías Lammens (Turismo y Deporte) y Jorge Ferraresi (Desarrollo Territorial y Hábitat) estaban de viaje.

Entre los presentes se encontraban el Ministro de Desarrollo Productivo Matías Culfas, el Canciller Santiago Cafiero, el Ministro de Economía Martín Guzmán, la Ministra de Salud Carla Vizzotti, el Ministro de Educación Jaime Persick, la Ministra de la Mujer, Igualdad y Diversidad Elizabeth Gómez Alcorta y el Ministro de Desarrollo Social Juan Zabaleta; el ministro de Seguridad, Aníbal Fernández; el ministro de Obras Públicas, Gabriel Catopodis; el ministro de Defensa, Jorge Taiana; el ministro de Trabajo, Claudio Moroni; el ministro de Medio Ambiente, Juan Cabandi; el ministro de Justicia, Martín Soria; el ministro de Ciencia y Tecnología, Daniel Filmus; y el ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca, Julián Domínguez.

También estuvieron presentes los secretarios de la Presidencia Julio Vitobello y Juan Ross (Medios), la vocera de la Presidencia Gabriela Cerruti, la secretaria de Asuntos Jurídicos y Técnicos Wilma Ibarra, el asesor presidencial Juan Manuel Olmos y el secretario de Asuntos Estratégicos Gustavo Belis.

La reunión tuvo lugar después de fuertes enfrentamientos en el seno del Frente de Todos.

"Alberto (Fernández) siempre se ha jactado de que Cristina (Kirchner) no le hace caso y que es tolerante.

Bueno, se supone que debe escuchar.

Siempre ha dicho en todos sus discursos que cuando hace algo mal, se lo dicen y se lo decimos nosotros.

Le dijimos que el gobierno es nuestro", dijo el martes el portavoz porteño Andrés "Cuervo" Larroque.

En un acto en La Pampa, la jefa de Estado respondió a las advertencias sobre la línea dura del kirchnerismo: "El gobierno no es mío, el gobierno no es de nadie".

Mientras Alberto Fernández pronunciaba estas palabras, la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner tuiteaba una serie de mensajes sobre una reunión con la esposa del fallecido escritor José Saramago, dejando entrever un fuerte conflicto interno en el partido gobernante, recordando que cuando Néstor Kirchner llegó al poder en 2003, "se podía ser legítimo y legal por descendencia, pero no por gobernar".

La última reunión del gabinete nacional tuvo lugar el 3 de noviembre, cuando Mansour convocó una reunión en la Casa Rosada para revisar las operaciones diarias de cada ministerio.

Según la Casa Rosada, se reanudarán las reuniones periódicas entre Mansour y los miembros del gabinete nacional, una modalidad de trabajo que el ministro de Coordinación intentó impulsar cuando llegó a Balcarce 50 a mediados de septiembre de 2021, pero que finalmente fracasó.